Llamando a una abuela tetona

comic porno abuelas abuela española follada incesto abuela follada por nieto abuela morbosa con movil cartoons abuelas XXX abuela-al-telefono-erotico-2.jpg abuela-erotica-1.jpg abuela-al-telefono-erotico-caliente-0.jpg

Estuve intentando hablar con una madura española de toda la vida, pero no podía ser, así que me decidí por una abuela tetona cachonda y española. Uf, en qué buen momento pude hablar con ella. Porque no me decepcionó, toda una calientapollas de cuidado.
Lo cierto que es que triplica la edad, entonces nada más empezar a hablar por teléfono, todo hay que decir que llamé a una linea erotica sin esperas y Visa, de esas que pagas los minutos que quieres hablar. Porque va muy bien, quieres hablar cinco minutos y pagas los cinco euros. Que quieres extenderte y darte candela de la buena a la abuela, porque ella lo pide y tú lo deseas, pues coges más minutos que es más barato.
El caso es que estaba sola en casa, al parecer sola y sin marido ni los hijos que la molesten, vamos, que la tenía toda para mí.
Me empezó a contar que hace tiempo que se come una polla, así tal cual, con estas palabras, la cual cosa me chocó un poco porque no suelo hablar con ancianas de estos temas. Y más que me hablen así. Tiene más de 60 años, le pregunté como es, me dijo que grandota, con carnes, buen culo, rubia y buenas tetas, y caídas. La cual cosa me empezaba a interesar porque no hay nada que más morbo me dé, que una anciana y con buenas tetas. Si además están caídas y gordas, para qué decir más, no sé si será perversión o morbo, pero a mí, me la empina más que ver a una jovenzuela en pelotas.

Abuela tetona enseña a jovencito

Y cómo te gusta el sexo, qué te gustaría que hiciéramos. No sé por preguntar algo, yo estaba en mi cama tranquilamente hablando con ella, lo cual para mi era suficiente. Me estaba ya tocando la polla.
Pues me encanta sobar una buena polla!- me dijo con toda la tranquilidad.
Sobre todo de un joven y que tenga una buena herramienta no como la de mi marido que ni se le pone dura ni nada, ¿se te pone bien dura?
En ese momento un chasquido llegó hasta el glande de mi capullo, y sí! se me puso dura nada más preguntármelo.
Claro que se me pone dura, le gustaría chupármela o hacerme una buena paja ahora? Estoy solo y en mi habitación. – Le dije
Me encantaría estar ahí ahora y saber cómo sabe tu caramelo. Tengo buenas tetas y puedo hacerte una buena cubana.
Ummmm, qué bien sabe eso, y qué bien suena.
Claro que sí, me encantaría, cómo tienes la tetas- le pregunté

Grandes, gordas, caídas y blandas, ¿te gustaría mamar a tu abuela?
Y solo una pregunta y tu coño, cómo es?
También gordo, grande, bien dilatado, y muy peludo, ¿te importa todo eso?

abuela tetonaabuela tetonaabuela tetona

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.